Touch of Evil (1958) – Orson Welles

Reseña de Leandro A. Cuellar

@leandroacuellar

Touch of Evil (1958) ha sido presentada por Paul Schrader como “el epitafio del film noir”. No es para menos, ya que para fines de los años 50 varios recursos estilísticos del noir se habían agotado.

Ahora bien, el filme hace hincapié en la traición. No gira en torno a la corrupción policial, como afirman diversos críticos; ese es un tema secundario. Sostengo que el filme tiene como tema central la traición, y puede agregarse: la amistad y la camaradería, ya que sin amistad y sin camaradería, no hay traición posible.

Touch of Evil ha sido dirigida y protagonizada por el genio indiscutido de Orson Welles. Orson desempeña el memorable papel del policía corrupto Hank Quinlan, quien se opone a la ética del policía mexicano Frank Vargas (Charlton Heston). También actúan Janet Leigh, Akim Tamiroff y Marlene Dietrich.

La historia comienza con el plano secuencia más emblemático de la historia del cine. Observamos cómo introducen una bomba en el coche de un magnate. También vemos a la pareja de Frank y Susie (Janet Leigh) caminando en dicho plano. Como resultado, el automóvil explota en la frontera de México y Estados Unidos. Vargas, al ser testigo, será parte del caso, aunque así no lo quiera Hank.

La película se convierte en una red de intrigas sobre corrupción, una mujer amenazada, un portero que se parece a Norman Bates, un policía correcto y otros no tanto, un sospechoso, mafiosos mexicanos y una mujer como Tana que lo ve todo.

El filme ha sido objeto de controversia, ya que la productora Universal realizó cortes y adiciones en la versión original de Welles. Dicha versión no fue alabada por la crítica, y Orson envió a la productora un extenso documento indicando los cambios que debían hacerse. En 1998, finalmente se estrenó en cines con los cambios sugeridos por Welles.

Welles siempre ha tenido problemas con sus productoras. No hay duda de que ha sido un genio sin igual y que su trabajo se ha visto muchas veces desestimado. Con Touch of Evil, el espectador puede adentrarse en la maestría de Orson Welles.

Conseguí el póster de tu película favorita

  • 21cm x 29.7cm
  • Papel fotográfico brillante
  • Impresión de alta calidad
  • Más de 30 modelos para elegir

Escuchá el último episodio de nuestro pódcast